Cómo preparar el Gin&Tonic perfecto

Javier Méndez de Griffin nos trae todos los tips fundamentales para que tu trago salga ideal.



El Gin & Tonic en furor en todo el mundo y en la Argentina se convirtió en el trago estrella de la temporada desplazando al clásico Fernet con Cola.


El gin se obtiene a partir de la mezcla de alcohol con botánicos como el enebro, la pimienta, la canela, la naranja o el jengibre, entre otros, que brindan las notas de aromas y sabor al destilado. En la mayoría de los casos, las bayas de enebro son su ADN, ya que permite una infinidad de combinaciones para lograr desde las más simples a complejas y novedosas recetas.


Por ello nació el Gin & Tonic Griffin, creado con gin de corte de alta calidad, con un alcohol bien cuidado y con las proporciones justas. Práctico e ideal para armar el trago a tu gusto, versátil para combinarlo con una amplia gama de posibilidades, ya que queda perfecto ya sea con los clásicos pepino, pomelo, limón, lima hasta con pétalos de rosas, vainilla o frutos rojos por ejemplo.


Para un perfecto Gin & Tonic, la fórmula es sencilla pero necesitas seguir estas recomendaciones para no desilusionarte con el resultado.


Lo más importante es buscar el equilibrio térmico. El Gin & Tonic se bebe con mucha cantidad de hielo, a una temperatura muy fresca.

Por ello el primer paso y fundamental es llenar la copa completa hasta el borde con hielo. NUNCA poner poco hielo ya que la temperatura de la bebida hace que este hielo se derrita y te quede un trago todo aguado.


Luego colocar en la copa el Gin & Tonic y terminar con un garnish o twist de un cítrico a tu gusto.


El Gin & Tonic Griffin viene en latas de 354cc. que es la medida justa para un trago preparado en una Copa de 610cc. También lo ofrecen en barriles de 20, 30 y 50 litros ideales para ser servidos en la barra de un bar.

Disponible en www.griffin.com.ar




104 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo